Responsive Menu
Add more content here...

9 beneficios para la salud de comer frutos secos durante el embarazo

Embarazo: “Ya sea que tu embarazo sea planeado o por sorpresa, puedo decir que tu vida cambiará para siempre”. El embarazo no siempre es fácil debido a las nuevas emociones, el cansancio, las náuseas matutinas y la dificultad para encontrar una posición cómoda. Por lo tanto, es importante que una dieta adecuada sea fundamental para una mujer embarazada. Necesita un extra de vitaminas, minerales y nutrientes esenciales para el desarrollo del bebé en su interior. Si bien la comida regular contiene todas las vitaminas y minerales, algunos refrigerios saludables, como frutas secas, también deben incluirse en su dieta durante el embarazo debido a los diferentes beneficios tanto para el feto como para la madre.

¿Por qué los frutos secos son la mejor dieta durante el embarazo?

Una dieta regular y bien balanceada ayudará a una mujer embarazada a satisfacer sus necesidades diarias de nutrientes y vitaminas esenciales. Aún así, las frutas secas ayudan a proporcionar proteínas y nutrientes adicionales como hierro, ácido fólico, zinc, yodo, magnesio y ácidos grasos omega-3. Estos frutos secos también sirven como un tentempié saludable por la noche o para aliviar el hambre repentina. Para los vegetarianos, estos frutos secos pueden aportar al organismo todos los nutrientes necesarios, lo que corresponde a quienes comen carne.

Ver más: Kaju durante el embarazo

Beneficios de las frutas secas para mujeres embarazadas:

  1. Las frutas secas son ricas en fibra. El estreñimiento es la principal dolencia de las mujeres embarazadas por diversos motivos, como cambios hormonales, toma de pastillas, etc. Una dieta rica en fibra puede solucionar el estreñimiento, por lo que los frutos secos deben ser un complemento constante en la dieta de las mujeres embarazadas.
  2. Algunas mujeres embarazadas tienen deficiencia de hierro, lo que puede provocar anemia. Las frutas secas, como los dátiles y las nueces, se usan para aumentar el contenido de hierro del cuerpo y prevenir la anemia.
  3. Vitamina A, un nutriente esencial responsable del crecimiento de los huesos del bebé. El fruto seco está enriquecido con vitamina A.
  4. Los frutos secos son ricos en magnesio que favorece el desarrollo del sistema nervioso del bebé.
  5. Las mujeres embarazadas a menudo enfrentan el problema de las fluctuaciones en la presión arterial. El contenido de potasio de los frutos secos tiene la capacidad de controlar la presión arterial.
  6. Se dice que las frutas secas como las ciruelas pasas fortalecen los músculos del útero, lo que ayuda a un parto sin problemas.
  7. Los frutos secos también son ricos en vitamina E, que es útil para el desarrollo de los pulmones y las células del cuerpo del bebé. También puede ayudar a prevenir el asma de su hijo.
  8. Las frutas secas, como las almendras, están fortificadas con magnesio, lo que promueve el crecimiento y mantenimiento de los huesos y ayuda con el movimiento intestinal.
  9. Las investigaciones muestran que una madre que consume frutas secas a diario puede reducir el riesgo de que su bebé desarrolle asma y sibilancias.

Efectos secundarios de comer frutos secos durante el embarazo

Cualquier alimento consumido en cantidades óptimas es beneficioso para el organismo cuando se consume en exceso; tendrá efectos secundarios. Los frutos secos tienen efectos secundarios si se consumen en exceso. Éstos son algunos de ellos:

  • Las frutas secas y los frutos secos son ricos en calorías, lo que puede conducir a un aumento de peso excesivo si se consumen en exceso.
  • El consumo excesivo de frutos secos puede provocar flatulencias, flatulencias e incluso diarreas.
  • Los frutos secos contienen azúcares naturales, como la fructosa, que si se consumen en exceso pueden causar caries.

Precauciones y consejos a tomar:

Los frutos secos, que tienen muchos beneficios para las mujeres embarazadas, deben consumirse en cantidades moderadas. Las mujeres embarazadas también deben tomar ciertas precauciones.

  1. Siempre se recomienda comprobar la fecha de caducidad antes de comprar frutos secos.
  2. Algunas frutas secas contienen azúcar agregada además de azúcares naturales. Evita este tipo de frutos secos en la medida de lo posible.
  3. No intente abastecerse de frutas secas en casa. Pueden romperse si no se tocan.
  4. Algunas frutas secas envasadas contienen conservantes como el dióxido de azufre, que puede provocar reacciones alérgicas y, a veces, problemas respiratorios. Solo intente comprar fruta orgánica sin conservantes de vendedores acreditados.

Maneras de incluir frutas secas en su dieta de embarazo:

Hay diferentes formas de incluir frutas secas en tu dieta. Éstos son algunos de ellos:

  • Se pueden incluir en ensaladas, postres o helados.
  • Incluirlos en un batido es la mejor combinación que debe probar una mujer embarazada.
  • Moler los dátiles y las nueces, rebozarlos en coco rallado, guardar en la nevera y ya están listos los caramelos de frutos secos. Puedes comerlo durante diez días.
  • Algunas frutas secas son difíciles de masticar, así que sumérjalas en agua por un rato y luego cómalas.

Ver más: ¿Durian es bueno para el embarazo?

Diferentes tipos de frutos secos:

Frutos secos, casi todos son imprescindibles para las mujeres embarazadas por los diversos nutrientes que contienen. Cada uno de los frutos secos tiene su propia especialidad. Aquí hay una lista de ellos.

1. Almendras:

  • Es una de las frutas secas más famosas que son la fuente más rica de proteínas. Las almendras también contienen grasas saludables como las grasas poliinsaturadas y monoinsaturadas que son saludables para el corazón. También apoyan el crecimiento y desarrollo del bebé.
  • Estas almendras son ricas en calcio, magnesio, vitamina E, riboflavina y proteínas.
  • Las almendras ayudan a regular la presión arterial, ayudan a prevenir el bajo peso al nacer en los bebés, aceleran el desarrollo del cerebro, etc.

2. Nueces:

  • Las nueces son grasas omega-3 fortificadas, que se conocen como grasas cerebrales.
  • El cuerpo no puede producir esta grasa esencial por sí mismo; por lo tanto, las nueces son esenciales para el consumo.
  • Estas grasas son responsables del desarrollo del cerebro, el sistema nervioso y los ojos de un bebé por nacer.

3. Albaricoques secos:

  • Los albaricoques secos son frutas energizantes que pueden tratar el estreñimiento.
  • Estos frutos secos contienen hierro, fibra, cobre, vitaminas A y E, que son esenciales para las mujeres embarazadas.
  • Comer albaricoques secos fortalece el sistema inmunológico, previene el estreñimiento, previene la anemia (deficiencia de hierro) y reduce el riesgo de preeclampsia.

4. Anacardos:

  • Los anacardos son una excelente fuente de proteína, que es uno de los tres macronutrientes que tu cuerpo usa para obtener energía.
  • Los anacardos contienen zinc que ayuda a fortalecer el sistema inmunológico de una mujer embarazada. Además, el zinc es un nutriente clave para un embarazo saludable y los bebés en crecimiento tienen un alto requerimiento de zinc.
  • Este fruto seco también contiene fósforo, lo que asegura el ritmo cardíaco regular de una mujer embarazada.

5. Fechas:

  • Los dátiles son el fruto de la palmera datilera que son masticables y tienen un sabor dulce.
  • Los dátiles son altos en calorías; el contenido calórico proviene de los carbohidratos. 100 gramos de dátiles contienen aproximadamente 277 calorías.
  • Estos frutos secos son muy ricos en fibra, lo que ayuda a la digestión y alivia el estreñimiento.
  • También contienen ácido fólico, que se dice que reduce los defectos de nacimiento.
  • Los dátiles se pesan con hierro; comer dátiles aumenta el contenido de hierro de su cuerpo, lo que ayuda a combatir la deficiencia de hierro.

6. Higos secos:

  • Los higos secos se consideran una de las frutas más saludables para ayudar a lidiar con las náuseas matutinas, un problema común en el primer trimestre.
  • Contienen calcio, que es un elemento esencial en el desarrollo de los huesos del feto. Este contenido de calcio también ayuda a fortalecer los huesos de la madre durante y después del embarazo.
  • Los higos secos se consideran una rica fuente de omega-3 y ácido fólico, que es un nutriente excelente para el desarrollo del cerebro del bebé. Además, los higos secos también son ricos en fibra, que ayuda a la digestión y regula el trabajo de los intestinos.
  • La deficiencia de hierro puede conducir a la falta de suministro de oxígeno al feto. Los higos secos contienen hierro, que se dice que previene la anemia o la deficiencia de hierro.

7. Pasas:

  • Las pasas, uvas negras secas, están fortificadas con fibra para ayudar a la digestión y reducir los problemas de estreñimiento durante el embarazo.
  • Como muchas otras frutas secas, las pasas también contienen hierro. El hierro ayuda a regular el flujo sanguíneo y proporciona oxígeno al feto. La deficiencia de hierro puede causar complicaciones en mujeres embarazadas. Las pasas ayudan a combatir la deficiencia de hierro y la anemia.
  • Las pasas también contienen calcio, que es esencial para el desarrollo de los huesos del feto. Como resultado, la densidad ósea del bebé se mantiene en un nivel normal y se desarrolla en consecuencia.

8. Pistachos (pista):

  • Los pistachos son frutas bajas en calorías pero ricas en nutrientes. Una porción de estos frutos secos puede cubrir casi todo el requerimiento diario de hierro, ácido fólico y calcio de una mujer embarazada.
  • Estos frutos secos contienen las proteínas necesarias para el desarrollo de los tejidos y músculos del bebé.
  • Se dice que los pistachos mantienen los lípidos en la sangre porque contienen grasas monoinsaturadas que ayudan a aumentar el colesterol bueno y a reducir el colesterol malo en el cuerpo.
  • Estos frutos secos contienen varias vitaminas B, como niacina, riboflavina y vitamina B6, que son esenciales para el desarrollo del feto.
  • Pista también contiene cobre que ayuda a mantener los glóbulos rojos durante el embarazo.

9. Manzanas secas:

  • Esta es una de las variedades de frutos secos que se pueden comer durante el embarazo por su alto contenido en fibra y potasio.
  • El contenido en fibra de estos frutos secos ayuda a la digestión y mejora el tránsito intestinal, reduciendo así el estreñimiento.
  • Estas manzanas secas también contienen potasio, que se dice que controla la presión arterial durante el embarazo.

Ver más: óvulos preñados

Los frutos secos contienen gran cantidad de nutrientes como hierro, fósforo, cobre, magnesio, potasio, etc., además de vitaminas y minerales que son esenciales para la vida de la madre. Sea quisquilloso y coma solo aquellas frutas secas que pueden manejar su cuerpo sin náuseas y sin efectos secundarios. Cómelos solo en cantidades moderadas y no olvides consultar a tu médico antes de consumir cualquiera de los frutos secos mencionados anteriormente.

Preguntas y respuestas frecuentes:

Q1. ¿Cuándo es mejor comer frutos secos durante el embarazo?

A: Los frutos secos se pueden comer durante todo el embarazo. No hay un período de tiempo específico para el consumo. Pero comer frutos secos en el primer trimestre puede aliviar las náuseas matutinas.

Q2. ¿Es seguro comer frutos secos durante la lactancia?

A: Sí, es seguro comer frutas secas durante la lactancia. De hecho, comer frutos secos durante la lactancia puede aumentar la lactancia en las madres.

Reserva: El contenido de este artículo es solo para fines informativos y no debe tratarse como un consejo médico. Consulte a su profesional de la salud antes de realizar cambios en su dieta. No somos responsables de ningún efecto negativo después de comer la fruta seca.

Categorias:
Blog

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.